Standort in Deutschland, wo man günstige und qualitativ hochwertige Kamagra Ohne Rezept Lieferung in jedem Teil der Welt zu kaufen.

Kaufen priligy im Online-Shop. Wirkung ist gut, kommt sehr schnell, innerhalb von 5-7 Minuten. levitra was nur nicht versucht, verbrachte eine Menge Geld und Nerven, und geholfen hat mir nur dieses Tool.

Portada pharma care vol.3-n. 3 (page 1)

Aspectos éticos de la Atención
Farmacéutica desde la perspectiva de
la cadena terapéutica del
medicamento

Los antecedentes se encuentran hacia la mitad Pharmaceutical Care España 2001;3:223-226
de la década de los 80 cuando surge un innovador y ■ I N T RO D U C C I Ó N
r e vo l u c i o n a rio concepto de actuación profe s i o n a l :los farmacéuticos deben colaborar y cooperar con La ética de la responsabilidad profesional se sus- el resto de los sanitari o s , de igual a igual, p a ra asegu- tenta en cuatro áreas conve rg e n t e s : la Ley, que obl i- ra r, no sólo los objetivos de la terapéutica farm a c o- ga o prohibe, la Deontología, como tratado de los l ó g i c a , sino la bondad de la misma, esto es, su seguri- d e b e r e s , la Mora l , que se manifiesta a través de los dad en lo referente a los efectos indeseables y valores morales sostenidos por una sociedad civil, y reacciones adve rsas inherentes a cualquier tra t a- la Ética propiamente dicha, competente en la valora- m i e n t o. Esta evolución abre un nu e vo hori zo n t e ción moral de los actos humanos, en este contexto, la bondad de los actos profe s i o n a l e s , a tenor de losp rincipios éticos unive rsalmente aceptados.
Los principios éticos se pueden distri buir en dos N U E VAS OBLIGACIONES DEL
n i ve l e s : p rimer nive l , de carácter absoluto, que defi n e FA R M AC É U T I C O
la "ética de mínimos", es decir, los principios de justi-cia y no malefi c e n c i a , e x i g i bles inclusos coactivamen- La competencia profesional pri m a ria que identifi- t e, mediante normas jurídicas de obligado cumpli- ca al farmacéutico es la provisión de los medicamen- m i e n t o ; segundo nive l , de carácter relativo, q u e t o s , esto es, la dispensación de los mismos. La Ley d e fine la "ética de máximos", t raducido por los pri n- del Medicamento1 e s t a blece que "la presencia y cipios de beneficencia y autonomía, por tanto, d i s- actuación del farmacéutico es requisito inexcusabl e crecionales en la interpretación y aplicación del p a ra la dispensación de los medicamentos" (ar t í c u l o 8 7 ) . Por su part e, la Ley 16/19972, e nuncia que "el Desde la perspectiva de la ética profesional far- f a rmacéutico titular- p r o p i e t a ri o. . . , a s i s t i d o, en su caso, m a c é u t i c a , que introduce la Atención Farm a c é u t i c a , de ayudantes o auxiliares, deberá prestar. . . , s e rv i c i o s la dispensación de los medicamentos no sólo consis- básicos a la pobl a c i ó n . . . " , entre estos, "la info rm a c i ó n te en el hecho físico de suministra r, en condiciones y el seguimiento de los tratamientos farm a c o l ó g i c o s óptimas los medicamentos, sino de asegurar la asis- a los pacientes. La colaboración en el control del tencia farm a c é u t i c a , en otras palabra s , la globalidad uso individualizado de los medicamentos.". En un de un acto profesional renov a d o, que persigue el t rabajo anteri o r3, el autor ha analizado en detalle las o b j e t i vo de calidad de vida del paciente. El modelo implicaciones éticas derivadas de estas disposiciones que ofrece la Atención Farmacéutica exige la part i c i- l e g a l e s , no obstante, la expresión "deberá prestar", pación activa del farmacéutico en el proceso clínico, desde el punto de vista de la deontología kantiana, como par te sustancial de un proceso de garantía de es impera t i vo categóri c o : es lo que hay que hacer, como valor ético intrínseco y no admite discusiónp o s i bl e.
El farm a c é u t i c o, por tanto, "deberá prestar - i m p e ra t i vo categórico - la info rmación y el segui- Joaquín Herrera Carranza,Profesor Titular de Universidad,Presidente del "Grupo Farmacéutico Torcal".
miento de los tratamientos farmacológicos a losp a c i e n t e s " , c i r c u n s t a n c i a , que por cier t o, no tiene CORRESPONDENCIA:
Joaquín Herrera Carr a n z a , D p t o. de Farmacia y Te c n o l o g í a
precedentes entre las competencias profe s i o n a l e s Farmacéutica, Facultad de Farmacia, Núcleo Universitario Reina de los farm a c é u t i c o s . En este sentido, el seguimiento Mercedes,Universidad de Sevilla,41012 Sevilla.
J.Herrera Carranza
de la medicación en los pacientes, lejos de signifi c a r El diagnóstico y la prescripción son competencias algo conve n i e n t e, es una necesidad en los sistemas exclusivas de la medicina y del médico que actúa en s a n i t a rios modern o s . El seguimiento implica, e n t r e cada caso. En el diagnóstico, el médico practica una o t r o s , la comprobación de la efectividad de un tra t a- e x p l o ración del paciente aplicando una metodología miento farmacológico y la seguridad del mismo.
c o rr e c t a , previamente establ e c i d a . C l á s i c a m e n t e5, Estas nuevas obligaciones representan un alto gra d o aunque vigente, el diagnóstico consta de cuatro de garantías asistenciales y compromiso expreso de fases secuenciales: etapa funcional (tra s t o rno funcio- n a l ) , etapa anatómica (localización del órgano afe c t a- En efe c t o, en un info rme jurídico4 se expone: d o ) , etapa patogénica (mecanismo productor del "A efectos clari ficadores y en el caso concreto de las t ra s t o rno) y etapa etiológica (causa específi c a ) , n o funciones recogidas en el ar tículo 1º.5 de la Ley siempre alcanzabl e. La metodología se puede con- 1 6 / 1 9 9 7 , se puede hablar de negligencia palpable en cretar en tres métodos explora t o ri o s : i n t e rr o g a t o ri o la conducta profe s i o n a l , y por tanto exigible al far- p e rs o n a l , e x p l o ración objetiva del enfe rmo y las m a c é u t i c o, supuestos tales como no info rmar a un p ruebas complementari a s . Las dos primeros se paciente adecuadamente, cuando se dispensen c o rresponden con el método propiamente clínico y medicamentos con toxicidad o posibles efe c t o s el tercero hace referencia a los métodos físicos, q u í- s e c u n d a rios perjudiciales; no indagar sobre la hiper- micos y biológicos de diagnóstico. En defi n i t i v a , e l sensibilidad a fárm a c o s , . . . . en particular los que cau- ra zonamiento diagnóstico es una síntesis, e x t raída de sen frecuentemente reacciones alérg i c a s ; no llevar la valoración de los datos obtenidos, y no una sim- un seguimiento de los tratamientos farmacológicos a los pacientes que, dada su hipersensibilidad a deter- A s í , p u e s , el médico que realiza el diagnóstico minados medicamentos, puedan ori g i n a rles reaccio- recibe info rmación necesaria e imprescindible del nes adve rs a s ; no llevar adecuadamente un registro l a b o ra t o rio clínico, de una unidad de ra d i o d i a g n ó s t i- de historias farmacológicas de los pacientes, e t c " .
c o, de anatomía patológica, e t c. , a través de una inte-rrelación e interdependencia éticas profe s i o n a l e s .
No se debe olvidar que un dato de labora t o ri o, p o r ■ CADENA TERAPÉUTICA DEL
ejemplo glucemia, obtenido de una fo rma protocoli- M E D I C A M E N TO
z a d a , es determinante para establecer un diagnósticoc o rrecto de diabetes mellitus. Una vez realizado el La Ley del Medicamento establece que "la actua- d i a g n ó s t i c o, la prescripción de uno o más medica- ción del farmacéutico es requisito inexcusable para m e n t o s , si procede, lo que acontece con altísima fre- la dispensación". ¿Cómo entender, por tanto, las nu e- c u e n c i a , es competencia del médico, porque es pre- vas directrices de la dispensación de los medica- cisamente el que ha llegado al diagnóstico y conoce, m e n t o s , según el modelo de Atención Farm a c é u t i c a ? o debe conocer, todas las circunstancias que concu- El farmacéutico comu n i t a rio es el depositario de los rren en el paciente. Esta concepción lógica es lo que medicamentos (oficina de farmacia) y la dispensa- da pleno sentido racional y sanitario a la cadena ción representa un eslabón natural de la cadena t e rapéutica del medicamento. O t ra cuestión es los t e rapéutica del mismo, por tanto, debe ser entendi- aspectos éticos que se suscitan de la indicación de da y practicada como un acto asistencial y como medicamentos por par te de los farm a c é u t i c o s g a rantía del proceso global de uso y aplicación de c o mu n i t a ri o s , cuestión que ha sido ampliamente los medicamentos. En efe c t o, en el cuadro adjunto La dispensación, a tenor de las directrices que introduce la Atención Farm a c é u t i c a , c o n s i s t e, s i e m p r eque las circunstancias del paciente lo requiera n , a jui- cio del farm a c é u t i c o, en una interpretación analítica de la prescripción y una intervención (info rmación y atención farmacéutica personalizada al paciente). L a casuística ética que se plantea en este contexto con- siste en que, hasta ahora la medicina y el médico c u e n t a n , como elementos inherentes a su metodolo-gía diagnóstica, con los profe s i o n a l e s , médicos o no, que realizan para ellos las exploraciones y pru e b a s c o m p l e m e n t a ri a s , pero no, hasta ahora , con un profe- sional presente, y es lo que hay que art i c u l a r, d e d i c a- do al "seguimiento de la farm a c o t e ra p i a " , que el médico prescri b e, capaz de asesorar e intervenir en Aspectos éticos de la Atención Farmacéutica desde la perspectiva de la cadena terapéutica del medicamento
la preve n c i ó n , detección y resolución de los probl e- ve n c i ó n , detección y resolución de problemas rela- mas relacionados con los medicamentos, así como en cionados con los medicamentos (PRMs), a c t u a c i ó n la garantía de la máxima efectividad de los tra t a m i e n- que se enlaza directamente con el seguimiento de la medicación en los pacientes, lo que supone aplicar I n t e rpretación analítica de la prescri p c i ó n . S e con cri t e rios clínicos asistenciales la metodología de t rata de una interpretación analítica (no fi s c a l i z a d o- la Atención Farm a c é u t i c a , esto es, disponer de una ra ) , que consiste básicamente en la comprobación y h i s t o ria farm a c o t e rapéutica de los pacientes, p r o t o- ve ri ficación de la validez de la receta médica (identi- colos de interve n c i ó n , registros de datos, a r c h i vo de ficación de facultativo y paciente, contenido de d o c u m e n t a c i ó n , vehículo de comunicación con el acuerdo con las normas vigentes, receta de psicotro- equipo asistencial (documento de interconsulta), p o s , e s t u p e f a c i e n t e s , e t c. ) , reconocimiento y concor- relación interp r o fesional que tiene como eje de dancia de los síntomas o enfe rmedad corr e s p o n- c o nve rgencia el centro de salud, e t c. I n t e r ve n c i ó n diente a la medicación prescri t a , comprobación de que abarca una doble ve rt i e n t e : p a c i e n t e, que la d o s i s , pauta posológica, fo rma farmacéutica y vía de a c e p t a , según el principio de autonomía, y farm a c é u- a d m i n i s t ra c i ó n , e t c.
tico que la asume, a tenor del principio de benefi- I n t e rve n c i ó n : I n fo rmación en el acto de la dispen- c i e n c i a . De ser así, lo que es de espera r, se alcanza- s a c i ó n . La info rmación debe ser todo lo extensa que ría la "ética de máximos".
se considere opor t u n a , a juicio del profesional dis-p e n s a d o r. I n fo rmación detallada sobre cómo tomarla medicación (hora ri o s , si debe tomarse antes, ■ D E B ATE ÉTICO
d u ra n t e, después de las comidas pri n c i p a l e s ) ; c ó m op r e p a rar y conservar la medicación (mezclas extem- El modelo que presenta la Atención Farm a c é u t i c a p o r á n e a s , f raccionamiento de compri m i d o s , m a n e j o abre un novedoso y desafiante hori zonte ético que va de los sistemas inhalatori o s , fo rmas de uso extern o, mucho más allá del único vínculo de interr e l a c i ó n e t c. ) ; riesgos derivados de un posible incumplimien- hasta ahora conocido: la receta facultativa. Al confi g u- to del tratamiento prescrito por el médico (antibió- ra rse la Atención Farmacéutica sobre un marco asis- t i c o s , a n t i d e p r e s i vo s , a n t i h i p e rt e n s i vo s , a n t i d i a b é t i- tencial a los pacientes, el paradigma clásico, d i a g n ó s t i- c o s , por ejemplo), a d ve r tencias y precauciones co y prescripción - función médica - y dispensación e a d i c i o n a l e s , tales como medidas higiénicas y dietéti- i n fo rmación - función farmacéutica -, demanda un c a s , así como las complementarias y potenciadora s amplio debate ético para llegar sin fi s u ras a la integra- de cier tos tratamientos de pacientes diabéticos, ción plena de las funciones tradicionales renovadas de o b e s o s , a s m á t i c o s , h i p e rt e n s o s , e t c. A d ve r tencias y médicos y farm a c é u t i c o s . Dos cuestiones son pri o ri t a- precauciones adicionales a determinados grupos de ri a s : 1) Divulgación y conocimiento del alcance y pacientes (embara z a d a s , madres lactantes, p e rs o n a s metodología de Atención Farmacéutica entre los pro- m ayo r e s , neonatos y niños, e t c. ) , a d ve r tencias y pre- fesionales sanitari o s ; 2) un modelo consensuado de cauciones dirigidas a los pacientes polimedicados c o municación interp r o fesional (documento de inter- A tenor de la norma legal vigente - "deber de Por otra parte, es bien conocida, en algunos siste- prestar info rmación a los pacientes"- y desde el más mas sanitarios, especialmente de ámbito hospitalario, la elemental de los principios éticos de justicia y no figura del "consultor farmacológico", asesor técnico en m e l e fi c e n c i a , el farmacéutico está obligado a propor- la materia. Pues bien, una vez configurada la Atención cionar básicamente "los medios adecuados y com- Farmacéutica, e integrada como elemento sustancial en pletos para cura r " , bajo condiciones de máxima la sistemática y metodología de la asistencia primaria, el s e g u ri d a d , y no necesariamente "el resultado o f a rmacéutico comu n i t a rio podría también asumir un c u ración del paciente", por cuanto esto depende en papel de "consultor" del medicamento, en lógica cola- muchos supuestos de la idiosincrasia del mismo.
b o ración con los farmacéuticos de zona de atención O bv i a m e n t e, el no hacerl o, es decir el no facilitar la p ri m a ri a . Pa ra ello es imprescindible la voluntad de i n fo rmación per tinente según la nueva l ex art i s f a r- entendimiento entre las partes, desde la imparcialidad m a c é u t i c a , podría tra d u c i rse en neglicencia profe s i o- e independencia, lo que exige claramente unos míni- nal manifi e s t a . A s í , el artículo 1103 del Código Civil mos éticos compartidos. ¿Cuales son éstos? e s p e c i fi c a : "La responsabilidad que proceda de negli- Desde los principios básicos de una ética civil sani- gencia es igualmente exigible en el cumplimiento de t a ri a , los mínimos a compartir se modelan en torn o toda clase de obl i g a c i o n e s , pero podrá modera rs e al respeto a unos derechos, la doctrina de unos valo- por los Tri bunales según los casos".
res y una clara actitud dialógica, elementos - todos - I n t e rve n c i ó n : Atención Farm a c é u t i c a . La interve n- aceptados y presentes en las sociedades democráticas ción fundamental debe estar encaminada a la pre- ( v a l o r e s , derechos y actitudes).
J.Herrera Carranza
E n t o n c e s , ¿dónde se encuentra el punto inequívo c o rr o l l a rse hasta alcanzar la vir tud de la excelencia, de conve rgencia? En los orígenes de la A t e n c i ó n meta de cualquier profesional comprometido con su F a rm a c é u t i c a , Hepler y Stra n d9, la definen como "la p r ovisión responsable de la terapéutica con medica- A modo de sugerencia final se propone el deba- mentos con el fin de conseguir resultados que te ético, de iniciativa farm a c é u t i c a , como punto de aumenten la calidad de vida del paciente". El pacien- p a r tida para alcanzar la voluntad de entendimiento.
te representa, p u e s , el elemento clave, aglutinante de El paciente se conv i e r te en argumento y ra z ó n .
una ética de mínimos consensuada. Idea - calidad devida - que surge de la "tercera generación de dere-chos humanos", c u ya discusión porm e n o rizada esca- pa del contenido del presente tra b a j o.
B I B L I O G R A F Í A
Dos opiniones autori z a d a s , una de un farm a c é u t i- co y la otra de un médico, c o rr o b o ran la idea cen- 1 . Ley 25/1990, de 20 de diciembre (B.O. E . , de 22 de t ral de una ética sanitaria de mínimos compart i d a .
Juán Manuel Reol Te j a d a , Director de la Real 2 . Ley 16/1997, de 25 de abril (B.O. E . , de 26 de abri l ) . Academia de Farm a c i a1 0: "El farmacéutico está obl i- 3 . H e rr e ra J. El nuevo paradigma ético de la nueva fa rm a - gado por una ética sanitaria y civil, en tanto los pro- c i a . Fa rm Clin 1998; 1 5 : 5 0 6 - 1 1 . blemas relacionados con los medicamentos o los 4 . B o c a n eg ra R. I n fo r me jurídico. G rupo Fa rm a c é u t i c o f racasos de la farm a c o t e rapia compor tan costes en vidas y recursos inaceptables para una profe s i o n a l 5 . S o riano M: P r ó l o g o. E n : Balcells A , e d . La clínica y el labo - c o n s c i e n t e " . Gonzalo Herranz Rodríguez, D i r e c t o r ra t o ri o. B a r c e l o n a : M a s s o n ; 1 9 9 9 . del Departamento de Bioética de la Unive rsidad de 6 . H e rr e ra J. Acto profe s i o n a l , atención y prescripción fa r - N av a rra1 1: "Se proclama abiertamente que es nece- m a c é u t i c a . Fa rm Prof 1996 10: 6 2 - 4 . s a rio un cambio de para d i g m a . Quienes así habl a n , 7 . H e rr e ra J. Indicación o prescripción fa rm a c é u t i c a . Fa rm por venir unos del campo farm a c é u t i c o, y otros del campo médico, dicen cosas diferentes y proponen 8 . H e rr e ra J. C o n s i d e raciones éticas sobre la indicación soluciones contra p u e s t a s . Y, sin embarg o, la ra z ó n ( p r e s c ripción) fa rm a c é u t i c a . Fa rm Clin 1997; 1 4 : 5 2 8 - profunda que ofrecen para justificar sus posturas es, c u ri o s a m e n t e, la misma: m e j o rar el servicio al hom- 9 . Hepler CD, S t rand LM. O p o rtunities and responsabilities bre enfe rmo exige una mayor y más estrecha cola- in pharmaceutical care. Am J Hosp Pharm 1990; 4 7 : 3 3 - b o ración entre médicos y farm a c é u t i c o s " .
Al tomar el paciente como eje arg u m e n t a l , e l 1 0 . Reol JM. Atención Fa rm a c é u t i c a : un reto univers i t a ri o. procedimiento se conv i e rte en una búsqueda coo- Presentado en I Congreso Univers i t a rio de A t e n c i ó n p e rativa de la corrección y es lo que precisamente Fa rm a c é u t i c a , Facultad de Fa rm a c i a , U n i v e rsidad de nos remite a la ética, quien faculta la interr e l a c i ó n S ev i l l a , Marzo 2001, S ev i l l a . p r o fesional y allana el camino para comprender en 1 1 . H e rranz G. M i rando el futuro de las relaciones entre fa r - qué consiste cada actividad profe s i o n a l , cuál es su macéuticos y médico. E n : Valverde JL, A rrebola P, e d s. finalidad específi c a , qué fo rmación es conve n i e n t e Estudios de ética fa rm a c é u t i c a . M a d ri d : Doce Calles; poseer para ejercerl a , qué habilidades deben desa-

Source: http://www.ftcfarmacia.xpg.com.br/arquivos/atencao/coletaneas/aspectos%20eticos%20at.%20farm.pdf

cerna.ensmp.fr

Merger Remedies in the EU: An Overview Massimo Motta, European University Institute (Florence), Universitat Pompeu Fabra (Barcelona), and CEPR (London) Michele Polo, Univ. di Sassari and IGIER (Milano) Helder Vasconcelos, European University Institute (Florence). Very Preliminary! Paper Prepared for the Symposium “Guidelines for Merger Remedies – Prospec

Copyright © 2010-2014 Internet pdf articles